Pide y se te dará


Vivimos en una sociedad donde nos han enseñado a ser buenos y seguir las normas, pero no nos han enseñado a pedir lo que queremos. Cuando pedimos algo suele suceder que no concretamos lo que queremos. Decimos algo así como (Es que nadie me hace caso) esta frase alimenta nuestro desengaño, cuando solicitamos algo a alguien, esperando que este adivine lo que queremos decir, sin haber concretado el qué queremos, no estamos siendo eficaces. Si lo dijéramos de esta forma (Cuando te hablo noto que no me escuchas, me hace sentirme insignificante y espero que me prestes atención cuando hablo contigo) de esta forma la persona que recibe el mensaje ya entiende lo que estás comunicándole.

Esta forma de comunicarnos se divide en 3 partes; 1ª: la observación, hacemos la observación de la situación (Cuando te hablo noto que no me escuchas); 2ª: Expresamos como nos hace sentir (me hace sentirme insignificante); 3ª Concretamos lo que queremos (y espero que me prestes atención cuando hablo contigo).

Si somos capaces de llegar a comunicarnos de esta forma, podremos avanzar en todas nuestras relaciones en todos los ámbitos de nuestra vida. Debemos desarrollar nuestra asertividad, ser asertivo significa un camino intermedio entre agresividad y pasividad, es una madurez de nuestras opiniones y demandas, según la Wikipedia: Es, también, una forma de expresión consciente, congruente, clara, directa y equilibrada, cuya finalidad es comunicar nuestras ideas y sentimientos o defender nuestros legítimos derechos sin la intención de herir o perjudicar, actuando desde un estado interior de autoconfianza, en lugar de la emocionalidad limitante típica de la ansiedad, la culpa o la rabia.

Cuando nos elevamos a este nivel de comunicación nuestro mundo cambia, ya que dejamos de ser dependientes para tomar las riendas de nuestra vida, sin limitaciones que nos impongan otros. Para esto como pasa a los atletas si queremos internalizar esta nueva manera de comunicación hay que entrenar hasta que forme parte de nosotros. Una vez que asumamos este nuevo paradigma de la comunicación, entrará en piloto automático y pasará a formar parte de nosotros.

Cita: El mundo cambia cuando nosotros cambiamos.

Francisco Beltrán Ortín

2 comentarios en “Pide y se te dará”

  1. Es verdad que ,en mi caso,por lo que sea,deje de escuchar,aunque gracias a algunas personas,no se me crea este vacio en la afectividad,que comunmente me ataca.He de notar que el cuadro que presento,lo entiendo,como estoy en las nubes,se me escapa la cabeza a escusarse y decir tonterias,junto a otros sintomas.La gente es verdad que unas son mas comprensivas y otras menos.
    Por ejemplo este canal de peliculas que desde el dia 30 pone peliculas unicamente,clasicos del cine,me acerca a esto,por otro lado,lo que no nos gusta,en mi caso,no se si a los psicologos,supongo que tambien les gustaria administrarals,son las pastillas,que a veces te hacen reaccionar.

    1. Hola Gonzalo, sobre el comentario que haces hago una pequeña aportación: El cuerpo puede fabricar sus propias medicinas, particularmente creo que las pastillas solo deberian tomarse en casos de extrema necesidad, ya que esto nos conduce al camino más facil y a no trabajar nuestra mente en lo que queremos ser, al igual que los musculos la mente hay que entrenarla en lo que queremos, para que actue según nuestras necesidades.
      La relajación y otras formas de meditación pueden llevar a observar como tu mente interactua con el medio, poco a poco encuentra unos minutos para apaciguar la mente, y podrás discernir del pensamiento que es importante del que no lo es.
      Salu2 Francisco Beltrán

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.